Entrantes · Postres · Verduras

Smoothie de espinacas, kiwi y manzana verde

smoothie esponacas kiwi manzana¿Por qué dices smoothie cuando quieres decir batido? ¿No es lo mismo? Pues me encanta que me hagas esta pregunta porque se contesta un poco a la gallega, “pues sí pero no del todo”.

Vamos a empezar por el principio, de un tiempo a esta parte la palabra smoothie se ha vuelto común y de moda cuando la mayoría hace unos años no sabíamos de su existencia. Ahora lo vemos en bebidas envasadas en los supermercados prometiendo una eterna juventud y que (¡ojo al loro!) equivale a una pieza de fruta o verdura. Pues no, caca. Déjate de equivalencias, una pieza de fruta o verdura equivale a una pieza de fruta o verdura, sin más. Luego cómetelo como te de la gana, en zumo, licuado, batido, smoothie o a mordiscos, que es una genial manera de comerlo.

Ah sí, a lo que íbamos, ¿el smoothie es un batido? Parece ser según los catedráticos del tema que ambas opciones son bebidas muy cremosas, más que un zumo, porque incorporan algún lácteo y que en el caso del archiconocido smoothie lleva fruta helada o agua helada.

Bueno, no voy a entrar en materia, porque lo importante que quiero contar es que existen un montón de maneras de consumir fruta y verdura fresca, y esta es una de ellas. Yo huiría de añadirles demasiadas historias como helados industriales, que estará rico, pero también lo está con productos naturales. Hay muchísimas combinaciones bien sencillas, como plátano, naranja y yogur natural o solo de fruta y verdura como este que me encanta, de espinacas, kiwi y manzana verde. Aunque seas de los que no te gusta el verde, te va a gustar, pruébalo.

INGREDIENTES

  • Un puñado generoso de hojas de espinacas
  • un kiwi
  • una manzana verde
  • 2 ó 3 piezas de hielo
  • agua (si está muy espeso)
  • zumo de limón (opcional)

PREPARACIÓN

Como podéis imaginal no tiene una gran preparación, simplemente preparar los ingredientes y batir. En un vaso americano se hace estupendamente. El zumo de limón (un chorrito, no el limón entero) le da un toque ácido que le va genial, aunque la manzana verde también, por lo que lo dejo a tu elección.
smoothie esponacas kiwi manzana

  1. Ponemos dos o tres hielos con las espinacas y la fruta pelada en trozos grandes. Batimos a velocidad alta hasta que el hielo se haya picado e integrado. Si vemos que la consistencia es muy espesa añadimos un poco de agua, yo le añado unos 100 ml.
    smoothie esponacas kiwi manzana
  2. Servimos en un vaso alto con una pajita y si queremos, una rodaja de fruta para decorar.
    smoothie esponacas kiwi manzana

En este smoothie, que está delicioso y es muy refrescante, hemos incorporado dos frutas y una ración de espinacas, sin ninguna pérdida por el camino. Muchas recetas añaden algún edulcorante o miel, sinceramente para mi no lo necesita, me encanta así como está, pero te recomiendo que hagas tus pruebas, incorpores ingredientes como el apio o el jenjibre, que con la zanahoria combina muy bien, en fin las posibilidades son enormes.

 

¿Quieres comentar esta receta?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s